Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

lunes, 19 de agosto de 2013

FE Y VIOLENCIA SON INCOMPATIBLES

Jesús dijo a sus discípulos: "¿Pensáis que he 
venido a traer la paz en la tierra? No, yo os digo, vine a traer división”. No es porque Jesús quiera dividir a los hombres entre ellos, al contrario: Jesús quiere nuestra paz y reconciliación. Pero esta paz no es neutralidad, no es contraer un compromiso a cualquier costo. Seguir a Jesús significa renunciar al mal, al egoísmo, elegir el bien, la verdad, la justicia, aunque requiera sacrificios y renuncias a los propios intereses. Y esto divide aun a los seres que tenemos más cerca de nosotros.  

La fe no es una cosa decorativa, ornamental, vivir la fe no es decorar la vida con un poco de religión como si fuera una torta que se decora con un poco de nevado. La fe conlleva a elegir a Dios como criterio base de la vida. Dios no es un vacío, no es neutro, es siempre positivo, después de que Dios vino al mundo no se puede hacer como si no lo conociéramos.