Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

martes, 4 de septiembre de 2012

Injusticias con los hijos

En un vuelo en avión había dos niños que interrumpían la paz de los pasajeros. Sus gritos se escuchaban por toda la cabina. Los padres hicieron lo imposible por calmarlos, pero nada funcionó, hasta que se rindieron y dejaron a los niños comportarse como unos salvajes.

Antes de despegar, la aeromoza se detuvo al lado de los niños y les dijo: Debo recordarles que este es un vuelo libre de chillidos. Los pequeños se tranquilizaron, y no volvieron a moverse durante todo el vuelo.

El comportamiento de tus hijos afecta a todos a su alrededor.  Enséñales a respetar a los demás haciendo de cada día un viaje sin chillidos.

Hay dos injusticias que pueden acontecerle a tus hijos: una es castigarlo por algo que no hizo.  La otra es permitir que se salgan con la suya por algo que ellos saben que está mal.