Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

viernes, 22 de febrero de 2013

LA ORACIÓN DE ESTER

Ester era una doncella hebrea casada con el rey de Persia, que está  en peligro y se dirige al Señor de una manera que nos enseña a orar, y lo hacea.
1. Ester, a pesar de ser reina, lo primero que hace es reconocer que Dios es el único rey. “Señor mío único rey…”. De ese elemento tenemos que partir en cada oración
2. Reconoce su pecado, reconoce lo que no hizo bien, reconoce que fue ella misma la que se expuso a la situación que está viviendo. Entiende que la situación es consecuencia de sus propias decisiones, porque no hizo las cosas como las tenía que haber hecho. Si ahora no le va bien no es por culpa de los que están a su alrededor, sino por culpa suya, y lo reconoce: “Mí actuar me llevo a la esta situación donde estoy”.
3. Mira hacia atrás y agradece a Dios todo lo que ha hecho por ella y por sus antepasados.
4. Ahora viene la petición, “.. muéstrame el camino y dame tu valor que tengo ceñida la espada y estoy dispuesta a la lucha… ”. Dame valor para dar lo mejor de mí para alcanzar mis sueños y lo que me propongo. Ella no pide al Señor que le resuelva su problema sin poner nada de su parte, ella lo que le pide al Señor es valor para luchar y palabras para hablar.
Tienes que ser valiente, tienes que luchar hasta el final, que te derroten en el último out del último inning, no antes. 

Adaptado de Linero Caracol TV 21-feb-13