Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

lunes, 5 de noviembre de 2012

La muerte

Quiero pensar en una realidad muy dura que es la muerte. Tenemos conciencia de que día a día nos vamos acercarnos a ella. La experiencia mas próxima que tenemos, que es la muerte de los otros, no la experimentamos nosotros mismos aunque si experimentamos el dolor que sienten sus seres queridos. La experiencia fundamental para enfrentarnos a la muerte de un ser amado es la experiencia de la fe, meditar el misterio de Cristo que muere y resucita. Nosotros amamos al Señor y sabemos que ese es nuestro fin verdadero. Para nosotros la muerte es vivir en la vida de Dios, porque allí encontramos la fuerza que necesitamos para enfrentarnos a la experiencia dolorosa de sentir partir a los seres que amamos.
Tenemos que vivir felices porque hay algo que nadie nos puede quitar y es lo que estamos viviendo hoy. Hoy te invito a disfrutar la vida. Tengo que hacer de este momento el mas feliz, el momento mas pleno de la vida. La muerte es la puerta que se nos abre a la vida de Dios. La muerte no es el final, la muerte es acceder a la vida de Dios. Cuando celebremos a nuestros muertos pensemos que ellos están disfrutando de la plenitud de Dios
Linero Día a Día 021112