Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

viernes, 17 de octubre de 2014

RECTOS Y COHERENTES

A Cristo no le gustan los hipócritas. No le gustan los que hacen las cosas para ser vistos, pero no interiorizan lo que dicen.


Podemos hacer muchas cosas, olvidándonos de las más importantes que son las interiores, las que Dios nos pide que hagamos, no para ser vistos como lo hacían los fariseos, sino para nuestro bien y el de los demás.

Pidámosle a Cristo que nos enseñe a ser hombres rectos, y coherentes, así llegaremos a vivir con madurez todos nuestros actos, y seremos bendecidos por Dios con creces en nuestro trabajo.




Adaptado de J.P Menéndez, ¡Ay de ustedes, si son como los fariseos!. C atholic.net. 15-oct-2014