Compartir lo bueno...

Quiero compartir con todos los lectores, estas pastillitas, que mi hermano mayor me regala casi todas las mañanas. Reúnen las cualidades de ser profundas pero sencillas , de rápida lectura y de acción prolongada en sus beneficios , gracias Germán .

martes, 4 de marzo de 2014

PAN Y PECES

En el relato de la multiplicación de los panes se diferencian las actitudes de los apóstoles Felipe y Andrés. Para Felipe no hay comida para 5.000 personas, no hay nada que hacer y le dice a Jesús “diles que regresen a sus casas a comer”. Andrés, por el contrario, reconoce la misma realidad pero pone lo que tiene: cinco panes y dos peces. Andrés es realista pero tiene fe. Dios puede hacerlo todo y lo hará si tú pones de tu parte lo que tienes y lo haces con fe. Es difícil, pero tienes que hacerlo para alcanzar lo que deseas. La vida no es fácil, en la vida hay que ganarse lo que uno necesita para vivir.

Dios multiplica lo poco que le damos si lo damos con sinceridad y generosidad. Cinco panes y dos peces son nada pero alcanzaron para 5.000 personas y sobró porque Dios da en abundancia cuando se le pide con fe. Uno siempre tiene la impresión de que es poco lo que tiene sin embargo ese poco cuando lo ponemos en las manos de Dios con sinceridad y generosidad se multiplica.

Linero. Homilía dominical. 2 de marzo de 2014